PROCESOS DE EVOLUCIÓN SUPERIOR – LIBRO 4 – CAPÍTULO 10 (PARTE I)

PROCESOS DE EVOLUCIÓN SUPERIOR.

SIGLO XXI- CAMINO A LA DEMOCRACIA.- NUEVA ERA, NUEVA LEY, NUEVO ORDEN, NUEVA VIDA.

Facetas familiar-educativa-social-laboral-política-económica-financiera-científica-tecnológica-filosófica-humanitaria-religiosa-trascendental-artística-lúdica-sanitaria-sexual.

LIBRO 4º.-

CAPÍTULO 10.- (1ª PARTE) COMPORTAMIENTO DE TODA PERSONA HUMANA, SEGÚN LA EDUCACIÓN Y ENSEÑANZA RECIBIDAS POR LAS INFLUENCIAS FAMILIAR, AMBIENTAL, SOCIAL Y POLÍTICA, SOBRE TODO EN LA ADOLESCENCIA Y LA ÉPOCA JUVENIL.

Vamos a complementar nuestros comentarios que venimos exponiendo acerca del comportamiento y enfoque vital que las personas han tenido y siguen teniendo cuando entran en la adolescencia, y así mismo empezamos a exponer nuestras ideas también sobre toda persona que desde la adolescencia ingresa ya en la etapa de la juventud, tiempo en que la persona se capacita para acometer su vida social y laboral.

Nos comportamos así porque hasta el día de hoy, las personas tanto en su paso por la adolescencia como en la juventud, no reciben el trato, preparación y capacitación correcta para comportarse como debiera al entrar de lleno y realmente en un contexto de vida que requiere necesariamente ser totalmente consciente y responsable de todo lo que la persona piense, sienta, hable y lleve a cabo.

Como ya es sabido, la persona humana accede durante su adolescencia a su preparación física y síquica para en la juventud llegar y conseguir igualmente una ocupación que le permita entrar adecuada y dignamente en la vida social.

Sin embargo, muchas personas al llegar a su adolescencia tienen que omitir y dejar sus estudios y la preparación que les es debida, (porque les va a ser indispensable), ya que debido a la injusta y grande desigualdad social de la sociedad, a causa del capitalismo, deben y se ven obligados a empezar a trabajar para ayudar en la subsistencia familiar y/o personal; con ello muchas personas no tienen acceso a la enseñanza secundaria, con lo cual se impide una preparación más completa de su persona para ser útil a la sociedad y comprender y enfocar su existencia adecuadamente.

Por tanto, esas personas carecerán para siempre, (a no ser que se sacrifiquen siguiendo por su cuenta especializaciones o estudios extralaborales), de la posibilidad de acceder a puestos de trabajo más dignos, mejor vistos y más remunerados, lo cual significa para tales personas realmente una ignominia porque se les ha privado injustamente de uno de los derechos más profundos del ser humano.
Ponemos pues de manifiesto que hoy en día no todos los adolescentes pueden acceder a todos los grados de enseñanza, sino que muchos, a cualquier edad, tienen que ponerse a trabajar por necesidad, por no tener medios para acceder a la enseñanza media y superior; solo las personas de familias con recursos y unos cuantos que adquieren becas del estado o de algún estamento especial, pueden seguir estudiando aproximadamente hasta los 18 años, con lo cual, solo ellos quedan preparados para especialización superior humanística científico-técnica o artística.

Quede ya determinado por ley, que desde ahora en adelante, toda persona humana, con indiferencia del sexo y posición social a la que pertenezca, ha de recibir instrucción, enseñanza y educación hasta los 18, completando así sus estudios infantiles, primarios y secundarios, a fin de que al llegar y entrar en la etapa juvenil, se esté preparado y se sepa discernir sobre lo que se ha de hacer, o a lo que debe o le conviene dedicar y enfocar su vida.

La SOCIEDAD, por medio de los estamentos adecuados, (docentes, padres,amistades) obligatoriamente, deberá ocuparse en todo tiempo y lugar, de ir conociendo la capacitación, aprovechamiento y adiestramiento especial, que el menor va consiguiendo en sus estudios y andadura personal, para que teniendo en cuenta, ademas de las capacitaciones citadas, los gustos y tendencias de cada uno, todo ser humano sea asesorado, para que pueda y sea capaz de saber cómo y donde debe enfocar su vida juvenil.

Así mismo, la SOCIEDAD debe estar capacitada, para que también por los medios más adecuados, pueda ser capaz de saber de las limitaciones, incapacidades y dependencias que afecten a los educandos, y por tanto habrá de ocuparse de que haya medios y lineas especiales, no solo de tratarlos sino también de procurar su mejora, recuperación o curación.
———————————————————————————–

Entramos ya en el proceso y etapa JUVENIL, cuando ya está ya más o menos terminada la adolescencia, y están realizados los estudios secundarios, (absolutamente obligatorios para todo ser humano hasta llegar aproximadamente a los 18 años).

Es cuando todo ser humano debe optar, por condición, asesoramiento y propia convicción, a un oficio, carrera u ocupación que le pueda hacer apto para la vida social y para el progreso y evolución tanto de su persona como de la sociedad.

Así como durante la etapa ADOLESCENTE, el ser humano se prepara específica y especialmente para su capacitación para la vida fisiológica y síquica, de la misma manera la etapa JUVENIL es la apropiada para adecuar el ser humano para la vida socio-económica-dineraria.

Estas dos etapas son las que pueden determinar (y de hecho casi siempre lo hacen), el devenir, destino y derrotero que la persona humana ha de seguir, suponiendo que sea capaz de ser consciente de lo que significa estar vivo y así mismo ser responsable de su actividad vital.